en Actualidad

Cada 29 de septiembre se celebra el Día Mundial del Corazón con el fin de concienciar a la población sobre las enfermedades cardiovasculares y es que se trata de la principal causa de muerte en el mundo. Así, se estima que en torno a 17,9 millones de personas pierden la vida al año por ellas y, de hecho, se prevé que esta cifra aumente a los 23 millones en 2030. 

 

Las razones de su origen son múltiples, desde la obesidad o la diabetes, hasta el tabaquismo o la tensión alta. Además, en la actual crisis sanitaria provocada por el coronavirus, las personas con enfermedades cardiovasculares son pacientes de riesgo, por lo que conviene prestar todavía más atención a estas patologías y cuidar la salud del corazón. 

 

Con pequeños cambios en la rutina, se puede vivir una vida plena y saludable. Por eso, desde Agua Sana compartimos contigo los mejores consejos para hacerlo realidad y tener un corazón sano. 

 

Día Mundial del Corazón: consejos para cuidarlo y mantenerlo sano

 

En el Día Mundial del Corazón te ofrecemos algunos consejos para que lo cuides y lleves una vida lo más saludable posible. Piensa que la mayoría de las patologías se pueden prevenir si se actúa sobre determinados factores de riesgo (obesidad, hipertensión, hábitos como el tabaquismo y el consumo de alcohol, el sedentarismo…). 

 

Ojo a la presión arterial

 

La hipertensión aumenta el riesgo de infartos, por lo que conviene mantener la presión arterial controlada. Para reducir las probabilidades de sufrirla, nada mejor que incluir frutas y verduras en la dieta o hacer ejercicio físico con regularidad. 

 

Recuerda que la tensión elevada no muestra síntomas. De ahí que sea una buena idea revisarla cada cierto tiempo y acudir al médico para hacer las comprobaciones necesarias, especialmente si existen antecedentes familiares. 

 

Del mismo modo, no olvides controlar el colesterol y la glucosa haciéndote análisis de sangre al menos una vez al año. De esta manera podrás saber si existen cambios y si debes llevar a cabo modificaciones en tu estilo de vida. 

 

Di adiós al tabaco

 

El tabaco tiene numerosos riesgos para la salud. Así, además de aumentar las probabilidades de sufrir cáncer de pulmón, también provoca asma, pérdida de visión, enfermedades bucodentales, hipertensión o problemas pulmonares como EPOC. 

 

Asimismo, el tabaco afecta al corazón ya que la nicotina incrementa los niveles de triglicéridos en la sangre. Por ello, empeora la circulación sanguínea y es el causante de otras patologías como infartos o coágulos. 

 

De ahí que, una buena medida para cuidar la salud cardiovascular, sea dejar de fumar. ¡Tu corazón y tu organismo te lo agradecerán!

 

Da la bienvenida al ejercicio

 

El deporte es fundamental para gozar de una buena salud cardiovascular y es que la actividad física reduce la presión arterial, mejora la circulación sanguínea, disminuye las probabilidades de coágulos, evita la aparición de varices o infartos y trombosis cerebrales. Por supuesto, también te ayudará a sentirte mucho mejor, y es que al realizar ejercicio se liberan diversas sustancias químicas como las endorfinas. 

 

Eso sí, si hace tiempo que no haces deporte o tienes alguna patología, es recomendable acudir al médico para que te revise y, en caso de ser necesario, te de ciertas pautas o recomendaciones. 

 

Cuida tu dieta

 

Llevar una dieta saludable puede disminuir hasta en un 30% la aparición de enfermedades del corazón. En este sentido, una de las más beneficiosas es la mediterránea, con un alto consumo de frutas y verduras. De hecho, no hay que olvidar que las frutas son cardioprotectoras al tener altos niveles de potasio, antioxidantes o ácido fólico. ¿Lo mejor? Consumir entre 4 y 5 piezas al día. 

 

Por supuesto, es bueno evitar comidas procesadas, evitar la ingesta de alcohol y refrescos o bebidas energéticas. 

 

Conviene tomar cinco piezas de fruta al día para cuidar el corazón

 

Dormir bien reduce la posibilidad de infartos

 

El descanso es fundamental para la salud. Un sueño reparador consigue que afrontes el día con mucha más energía, fortalece tu sistema inmunológico, te hace ser más creativo, disminuye el estrés y mejora la memoria, pero ¿sabías que también es bueno para prevenir enfermedades del corazón? El insomnio aumenta los niveles de las hormonas del estrés, lo que se traduce en una mayor tensión arterial y frecuencia cardíaca. 

 

Así que, si quieres cuidar tu corazón, duerme entre 7 y 8 horas al día

 

Mantén una buena salud bucodental

El cuidado de la salud bucodental también es beneficioso para el corazón y es que existe un vínculo entre las enfermedades periodontales y las cardiovasculares. Esto sucede porque al tener inflamadas las encías, las bacterias que se sitúan debajo de ellas pueden pasar a la sangre y afectar a otras partes del organismo. 

 

Para evitarlo, cepíllate los dientes después de cada comida, utiliza hilo dental y colutorio y haz revisiones en tu dentista cada seis meses. De esta manera mantendrás una buena higiene y ayudarás a la salud del resto del cuerpo. 

 

El agua, amiga del corazón

 

Además de los consejos que te proporcionamos con motivo del Día Mundial de Corazón, no nos podemos olvidar de la hidratación, parte fundamental para lograr un corazón sano. 

 

Así, tal y como señala la Fundación Española del Corazón (FEC) el agua supone el 50-70% de la masa corporal y, si esta cifra disminuye, los órganos pueden verse afectados. Además, con la deshidratación se puede llegar a deteriorar la función renal y propiciar la aparición de arritmias. Es por esto que se debe beber entre 2 y 2,5 litros de agua al día, aún cuando no se tenga sed, con el fin de mantener un buen aporte hídrico. 

 

Para ello, acostúmbrate a beber agua durante la comida, así como a lo largo del día y, por supuesto, cuando realizas ejercicio físico. 

 

Una de las mejores aguas para hidratarse es el agua mineral natural porque tienes la ocasión de ingerir un líquido completamente natural y sin tratamientos químicos. Además, el agua de mineralización muy débil, como Agua Sana, es una bebida idónea para toda la familia, para la preparación de alimentos infantiles y está indicada en el tratamiento de trastornos como la hipertensión o los cálculos renales. 

 

¿Qué te ha parecido este post sobre el Día Mundial del Corazón? Esperamos que te haya servido de ayuda y te sirva como guía para cuidar tu salud cardiovascular. 

En nuestra página de juegos te espera un divertido panel que oculta buenas prácticas para cuidar los corazones, ¿a qué esperas para resolverlo? 

 

Recommended Posts
Entre los alimentos para consumir este otoño destacan las espinacas, los pescados azules y el boniato